A- A A+
Jun
30

Congreso de Orientación Escolar

Congreso de Orientación Escolar

Tenemos el gusto de invitarlos al Congreso de Orientación y Asesoría Escolar 2018: “El sentido de vida como horizonte de la práctica de la orientación escolar” que se llevará a cabo los días 1 y 2 de noviembre de 2018, en el Centro de Convenciones Ágora (Avenida calle 24 #38-47). Las inscripciones estarán abiertas hasta el 25 de octubre Inscríbase aquí

Para mayor información, por favor comuníquense con la profesional Angy Caicedo al teléfono 324-1000, extensión 2249 o a la siguiente dirección electrónica: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Para nosotros será muy importante contar con la participación de la comunidad educativa de su localidad. 

Congreso de Orientación y Asesoría Escolar 2018:

“El sentido de vida como horizonte de la práctica de la orientación escolar”

1 y 2 de noviembre de 2018

Centro de Convenciones Ágora. Avenida Calle 24 # 38 - 47, Bogotá.

El Congreso de Orientación y Asesoría Escolar 2018 es una incitativa conjunta de la Secretaría de Educación del Distrito y la Mesa Distrital de Docentes Orientadores. Siendo la orientación escolar un proceso de asesoría y ayuda, en esencia educativo, el espacio del Congreso busca fortalecer el rol de los docentes orientadores y visibilizar su quehacer en los establecimientos educativos.

Las prácticas de la orientación escolar demandan ser visibles y objeto de reflexión, pues abordan procesos como el desarrollo integral del ser, el afianzamiento de las relaciones armónicas, el acompañamiento a los niños, niñas y adolescentes en su desarrollo socioemocional y, en general, estrategias para responder de manera eficiente, oportuna y eficaz a las necesidades de garantía, prevención, promoción, difusión y restablecimiento de los derechos de los niños, niñas y adolescentes con recursos institucionales, interinstitucionales e intersectoriales.

Como encuentro académico, el Congreso busca también propiciar un espacio de interlocución en torno a la orientación escolar en el que esté presente la discusión frente al amplio abanico de posibilidades de acción que se desarrollan en el campo de la orientación educativa. Lo anterior sumado al interés por fomentar escenarios para el fortalecimiento de las redes y los nodos de participación e investigación del estamento a partir de la cualificación y actualización, el abordaje de herramientas prácticas y la socialización de experiencias significativas.

 

La agenda académica de este Congreso fue creada con la Mesa Distrital de Docentes Orientadores con la participación de todas las localidades de Bogotá y, en este sentido, los temas abordados, así como el énfasis central y articulador obedecen a los intereses de los docentes orientadores.

Los contenidos del Congreso serán abordados bajo el enfoque de del sentido de vida que, como horizonte de la práctica del docente orientador, se entiende a partir de algunos planteamientos que se exponen a continuación.

En la naturaleza del hombre ha existido y existirá, hasta el fin de los tiempos, la necesidad de preguntarse por el sentido de su vida. Es algo que llevamos de manera inherente. A pesar de que muchas corrientes ideológicas intentan explicarlo con la biología, la genética, la psicología o la filosofía, todos ellas caen en el error de reducir al ser humano a alguna de éstas, y se olvidan del ser humano en su unidad: cuerpo, mente y espíritu.

¿Quién soy yo? ¿Porque estamos aquí? ¿Cuál es el objetivo de la vida? ¿Cuál es el significado de la vida y de mi vida? Casi siempre el sentido de vida está relacionado con la conciencia, la felicidad, el significado simbólico, el valor, la ética, el bien, el mal, el libre albedrío, alternativa centrada en el ser humano en sí mismo. Las respuestas a preguntas como las que aquí se enuncian las tiene cada uno; tan solo podemos bordear la idea; es una búsqueda personal, en una búsqueda del proyecto de vida. De igual forma, tendríamos que tener las preguntas adecuadas. ¿Implica el sentido de la vida descubrir nuestros orígenes? Si nos preguntamos: ¿por qué estamos aquí?, esto incluye indagarnos, por un lado, sobre la causa, o sea, el pasado, y, por otro lado, cuál es nuestro objeto de existir, o sea, el futuro.

La búsqueda del ser humano por encontrar un sentido de vida constituye una fuerza primaria. Dicho sentido es único y específico para cada una de las personas, y le corresponde a cada uno encontrarlo. Más que preguntar “¿qué puedo esperar de la vida?”, hay que preguntarnos de manera personal: ¿qué espera la vida de mí? ¿Hay algo que puedo hacer yo y nadie más que yo? ¿Existe algún proyecto que desearía muchísimo realizar? ¿Acaso he dejado de hacer aquello que tanto me apasionaba por causa de los “deberes” del mundo? ¿Puedo ser testimonio de la libertad del ser humano al transformar la tragedia, la enfermedad o el fracaso en un logro personal? ¿Soy capaz de amar a alguien?

A través de la palabra, el hombre intenta atrapar el sentido. Pero el sentido se escapa, se desliza. Como dice Miller, es “...el sentido que nunca llegamos a capturar, el sentido que cuando lo capturamos por un enunciado, abre siempre una nueva pregunta...”. Por eso es tan difícil para cualquiera hablar del sentido de su vida. Porque es una construcción que cada sujeto debe hacer; pero como hay ese continuo deslizamiento, la vida se vuelve un juego del tesoro en que no existe un objeto a alcanzar. La satisfacción entonces debe poder hallarse en el recorrido, en la búsqueda misma, en la vía del deseo.

Encontrar el sentido mismo de la orientación y la asesoría escolar en la construcción de sentido de vida en niños, niñas y adolescentes se convierte en eje articulador del presente Congreso. Requiere la comprensión de los caminos e historias que han vivido cada uno de los estudiantes (y también cada uno de los orientadores y las comunidades educativas), sus preguntas y respuestas y ubicar los procesos de orientación en el acompañamiento al cuestionamiento, a la reflexión, descripción, interpretación y construcción de maneras distintas, únicas y propias de dotar de sentido a la vida. Entender el sentido como una fluencia en la vida (Vargas Guillen, 2010), difícil de atrapar y en continuo deslizamiento, convoca a la orientación y la asesoría escolar a con-fluir con los niños, niñas y adolescentes y las comunidades educativas en la construcción y reconstrucción conjunta del tejido social desde sus historias, sus capacidades, la escuela y la necesidad de preguntarse por el sentido de vida de quienes en ella conviven.

 
 
 
 

A continuación, se enuncian algunas líneas generales para la comprensión de cada uno de los temas que se abordarán en el Congreso. Sin desconocer la importancia de otras posibles comprensiones, se busca provocar la visibilización de distintas formas de fluir en estos ámbitos a partir de las ponencias, experiencias, talleres, reflexiones y diálogos que salgan a escena en el marco del evento. Cabe resaltar que, como se había indicado previamente, estos temas obedecen a los intereses de los docentes orientadores, quienes a través de una encuesta los señalaron como prioritarios.

  • Toma de decisiones y proyecto de vida. Se prioriza este aspecto de la orientación para la vida comprendiendo, primero, la toma de decisiones como un proceso constante a lo largo de la vida, continuo e inconcluso que conlleva el adquirir suficiente información (sobre sí mismo y el contexto) y entrar en reflexión sobre dicha información, las motivaciones e historia de vida personal, entre otras variables. Aquí es posible ubicar su relación con el denominado proyecto de vida de cada sujeto, pues la toma de decisiones hace parte del camino de aprendizajes con el que se construiría dicho proyecto. El proyecto de vida es una construcción inacabada, constante en el tiempo y se extiende a través de la familia. De acuerdo con D’ Ángelo (1986), representa “lo que el Individuo quiere ser y lo que va a hacer” durante su vida, así como las oportunidades y opciones que tiene para hacerlo. La construcción del proyecto de vida implica una serie de elementos inherentes a dicho proceso; entre ellos: la toma de decisiones, el contexto social y familiar, así como las relaciones que se establecen con estos y los recursos psicológicos presentes.

Un escenario propicio para el acompañamiento en la estructuración del proyecto de vida es la escuela; por ello se hace necesario el abordaje de la temática, con el fin de revisar las actuaciones que se deben seguir desde cada uno de los estamentos que la conforman, entre ellas la orientación escolar. Desde las instituciones educativas se debe diseñar el proceso educativo de forma tal que estimule la reflexión del sujeto sobre sus intereses y posibilidades en su educación, lo vincule a determinadas actividades y proyectos, que lo haga sentirse útil y auto-realizado en la aplicación a la vida escolar y social de sus nuevos saberes (Del Pino y otros, 2011). Cabe anotar que este ámbito conlleva a preguntas como ¿la relación entre proyecto y sentido de vida? ¿Cuáles son las decisiones que, en la actualidad y en los contextos de los colegios de Bogotá, deben tomar nuestros niños, niñas y jóvenes? ¿Se enmarcan únicamente en la decisión de carrera o en la vida académica o socio-ocupacional? ¿Con qué concepción de éxito y desarrollo se hace lectura y acompañamiento de dichas decisiones y proyectos?

  • Las relaciones amorosas, el cuidado y el autocuidado son constitutivas del segundo aspecto priorizado dentro de la dimensión: orientación para la sexualidad. La relación consigo mismo y con los otros y otras configuran en gran parte el sentido de vida que los niños, niñas y adolescentes construyen. Se reconoce así una comprensión de la sexualidad más allá de las fronteras del cuerpo y del yo, para crecer en el nosotros compartido bajo principios de respeto y prácticas de cuidado de si y de los otros. Trasciende de una mirada meramente reproductiva de la sexualidad, destacando sus funciones afectiva y comunicativa-relacional y ubicando retos frente a la educación socioemocional. Plantea, igualmente, inquietudes frente a la orientación escolar y su relación con las denominadas relaciones amorosas en la sociedad actual: ¿cómo comprender y acompañar la construcción de las formas de relación de pareja que viven los jóvenes? ¿Qué implica, para la orientación escolar, el desarrollo emocional de niños, niñas y jóvenes en un marco de tiempos relaciones y amores líquidos (Bauman, 2003)? ¿Qué contextos de relaciones, discursos frente al amor y prácticas de cuidado se evidencian en los colegios de Bogotá? ¿Cuál es el sentido de la orientación y asesoría escolar en este ámbito?

  • La atención a poblaciones con necesidades educativas especiales se convierte en el tercer asunto priorizado y corresponde a la dimensión de procesos pedagógicos y académicos en los que tiene relación y actuación la orientación y asesoría escolar. Puede entenderse que el rol del orientador está encaminado a asesorar a los estudiantes y a sus familias frente a sus dinámicas propias, resaltando sus posibilidades y asumiendo el reto de potenciar sus recursos (personales, familiares y de redes de apoyo), particularmente cuando se identifican niños, niñas o adolescentes que presentan necesidades educativas especiales.

Se considera esta atención como una de las áreas prioritarias de la orientación escolar, mucho más cuando los procesos de inclusión se convierten en clave dentro de los enfoques educativos actuales (Decreto 1421 de 2017), alejándoles de la exclusividad de las especialistas en educación especial. La visión inclusiva de la escuela, abierta a la diversidad, plantea inquietudes y reflexiones en torno a ¿cuál es el sentido de la orientación escolar en los procesos de inclusión educativa? ¿En qué se diferencia, en el nuevo escenario normativo, del quehacer de las especialistas en educación especial? ¿Con qué recursos y experiencias pueden contar los orientadores escolares y nuestras escuelas para la orientación de niños, niñas y adolescentes con necesidades educativas especiales?

  • En la dimensión de familias se priorizó la comunicación, las pautas de crianza y la socialización, siendo este uno de los aspectos en los que la orientación y asesoría escolar ha cobrado gran relevancia y ha desarrollado significativos aportes al sentido de vida de estudiantes y de las familias que conforman una buena parte de la diversidad que conviven en la escuela. La familia, como primer escenario en el que los niños, niñas y adolescentes se inserta en un medio social, aprende a comunicarse y relacionarse con el otro, entra en diálogo / conflicto con la vida escolar, como segundo escenario de socialización.

  • La orientación escolar, en sus distintos niveles de intervención: informativo, formativo, de consulta, de forma individual o grupal, realiza un aporte al abordaje de la socialización y comunicación en familia (y con la escuela) y las pautas de crianza. De igual forma, hay preguntas que se plantean en este ámbito: ¿cómo se ha configurado la orientación escolar a partir de las nuevas configuraciones de familia? ¿Qué hacer frente a la desvinculación de los padres de familia en los procesos de crianza? ¿Es el sentido de la orientación escolar servir de puente entre la familia y la escuela? ¿Cómo la orientación escolar favorece las transiciones entre la vida familiar y la vida escolar y en el interior de ésta en sus distintos niveles?

 
 
 
 
  • De fundamentación teórica

Son espacios para la cualificación y la actualización del estamento. Escenarios de conferencia, conversatorios o paneles de expertos para mostrar tendencias, corrientes o teorías en relación a los temas de interés. Espacios liderados por expertos en los temas, académicos, investigadores, docentes orientadores u otros actores de las comunidades educativas.

  • Para el abordaje de herramientas prácticas

Son escenarios de taller en donde se presentan herramientas, instrumentos o elementos de innovación didáctica que aportan al ejercicio práctico de la orientación escolar. Las herramientas deben aportar al abordaje, investigación o solución de situaciones.

Son escenarios liderados por expertos en los temas, académicos, investigadores, docentes orientadores u otros actores de las comunidades educativas.

  • Para la socialización de experiencias significativas

Son espacios para presentar, retroalimentar y apropiar experiencias que surgen del ejercicio del docente en función de orientador y que pueden replicarse en otros contextos para mejorar prácticas, afianzar procesos o innovar en el desarrollo del rol.  Serán espacios liderados por docentes orientadores.

  • De co-creación

Escenarios para la participación colaborativa de los docentes orientadores y la generación de recomendaciones de política pública. Son espacios liderados por docentes orientadores de la Mesa Distrital de Docentes Orientadores.

 

 

 

Agenda Congreso Orientación y Asesoría Escolar 2018

 

 

 

 

-